ESCENARIOS

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Primera Esfera: Caina, morada de Radamanthys de Wyvern.
Segunda Esfera: Antenora, morada de Aiacos de Garuda.
Tercera Esfera: Tolomea, morada de Minos de Grifo.
Cuarta Esfera: Giudecca, morada de Hades y Pandora.

GIUDECCA (Judekka),
el Templo de Hades

Cuarta Esfera o cuarto recinto (Canto XXXIV de los infiernos): LA GIUDECCA (por Judas Iscariote, personaje bíblico, porque este traicionó a Jesús) aquí se castiga a los que traicionaron a sus amos, benefactores y defensores, como Judas y Lucifer, quienes son sumergidos completamente en el hielo. En Saint Seiya el Templo donde descansa el trono de Hades se encuentra aquí, siendo el último edificio. En lo más profundo de este templo se encuentra un muro indestructible: el Muro de los Lamentos, que separa el infierno del paraíso o Elysion, considerado como el punto terminal y más profundo del Inframundo.

Judecca / Giudecca / Judesca. ジュデッカ (Judekka) “Judería” o “Judesca“. Al parecer escribieron mal la palabra Judesca en la adaptación de la Ova utilizando los siguientes símbolos griegos en la ova 14 λυδξγγα (según Kurumada) (Ludxgga) tendría que ser γυδηκκα (Gudekka). También se admite la escritura Giudecca (forma italiana elegida en las traducciones españolas y latinoamericanas para representar un sector del Inframundo) o Judería en Español.

Giudecca es como el cuartel general de los Specters, desde allí Hades reina como emperador de las tinieblas, convoca y da órdenes a sus Specters a través de su hermana Pandora, la comandante suprema de su armada (ya que los 3 jueces / magnates también son comandantes en un segundo grado), pues el dios sólo se muestra muy raramente.

El palacio del dios Hades es un templo en el más puro estilo griego, elevado sobre una plataforma con dos rampas de escaleras. El edificio está formado por una estructura circular central afincada sobre dos estructuras cuadrangulares laterales, toda la edificación está rodeada por altas columnas caladas. Se accede al interior por una enorme puerta de madera. Está desprovisto de guardias en el exterior.

Sobre la entrada del templo, en el punto más alto de Giudecca, el vértice de la cúpula, podemos ver una pequeña estatua de una mujer con alas y que sostiene un anillo en su mano derecha, con vestido largo, tiene un tridente en una mano, arma predilecta de la joven Pandora, y en la otra mano, un aro, aunque no parece que represente a Pandora, dado su rol de subordinada. Lo más probable es que esta estatua no venga de ninguna parte y se trate de una representación muy extendida de la victoria, en el sentido amplio del término (aunque no se trata de Niké). El ejemplo que más se asemeja a la estatua es la de la columna de la victoria, el Siegessäule, situada en el centro de Tiergarten, barrio central de Berlín, Alemania.

Pilar de Siegessaeule, situado en Berlín

Estatua de la Victoria - Le Scribe du Sanctuaire, Vincent (Fra)

Esta columna celebra los éxitos de Prusia del siglo XIX sobre Dinamarca (1864), Austria (1866) y Francia (1870-1871) y conducirá a la creación del Segundo Reich y la unificación de Alemania. La estatua mide 8,3 metros y es de bronce dorado (la columna total es de 69 metros de altura), representa a la diosa Victoria, fue construida por el escultor Drake al final del siglo XIX y fue inaugurada por Guillermo I en 1873. La estatua en su cumbre lleva el nombre de “Goldelse” (diosa de la victoria), y sostiene una lanza en una mano (símbolo de la guerra), y en la otra una corona de laureles (símbolo de la victoria), la representación de Kurumada no está tan alejada. Hay que señalar que existen otras columnas del mismo tipo (en particular la de San Petersburgo), pero la de Berlín es la que más se asemeja.

También es divertido observar que si bien Kurumada ha tomado casi exactamente la estatua de Siegesaule para ponerla en el techo de la Giudecca, también usa la columna que lo sostiene y la pone en escena en otra parte del manga: en el Tomo 28, cuando los Saints llegan a Elysion, ante el templo de Hades. Una inmensa columna se eleva ante el templo del dios de los infiernos, una réplica exacta de la columna de la victoria alemana, pero esta vez la estatua representa a Hades con una espada, mientras que el alma de Hades gira a su alrededor.

La Giudecca podría tomar el modelo de la Casa Blanca (¡uff, el centro del infierno!)

Es el lugar donde ocurre buena parte de los eventos más importantes de la saga de Hades, tales como: la muerte de Orpheé, la posesión de Shun y el momento en que Ikki debe matar a su hermano para poder liberarlo del dominio del emperador del submundo.

Giudecca es donde Pandora invita a los 3 jueces para escuchar la música de Orphée. Pharaoh se desplazaba a veces a Giudecca para tocar música en honor de Hades, pero su lugar fue tomado por el Silver Saint Orphée, que tuvo que ofrecer al dios representaciones y conciertos regulares con su lira.

La sala del trono de Hades es la parte más importante del edificio, ha sido visitado por muchos personajes, se encuentra en una enorme habitación o salón, tan grande que las paredes que lo rodean apenas se aprecian a causa de la oscuridad que lo envuelve, la única fuente de luz procede del trono, que se encuentra en una posición más elevada.

 

El mobiliario se reduce a la mínima expresión, el único mueble visible es el trono de Hades, de colores azul, púrpura y oro. La característica más particular del trono son dos alas grandes de murciélago en la parte superior del respaldo.

El asiento de Hades se encuentra al final de unas largas escaleras, flanqueadas por esculturas de dos enormes dragones con las alas extendidas. Estas son representaciones de Smaug, el dragón del libro "El Hobbit", de J. R. R. Tolkien. Él es el antagonista principal en esta historia. La vista del trono está habitualmente tapada a los visitantes, incluidos los 3 jueces / magnates, por una cortina, más bien un sutil velo semitransparente, colocado en medio de los escalones. Más allá del trono se encuentra el límite final del Infierno, el Muro de las Lamentaciones (Wailing Wall).

En el manga original, Pandora hace creer que Hades ya se ha reencarnado escondiéndolo a los Jueces, pero su engaño es revelado cuando Orphée ayuda a Shun y Seiya a introducirse en Giudecca para abatir al emperador Hades. Fracasan en su misión y el cuerpo de Shun es finalmente investido por el alma de Hades. Luego, Hades reencarnado se enfrenta sucesivamente a Ikki y luego a Atenea que lo fuerza a abandonar el cuerpo de Shun y a huir hacia Elysion. Giudecca es pulverizado cuando los Gold Saints destruyen el Muro de las Lamentaciones haciendo explotar sus Cosmos.

En “La Divina Comedia” la Giudecca es la parte más pequeña del Cocytus, es descrita en el último canto de los Infiernos, en el centro de la tierra, se trata de una región en forma de casquete esférico entre hielos que envuelven sombras. Allí Dante se encuentra con el colosal Lucifer, cuyo ombligo es el centro de la tierra, enterrado hasta la cintura en el hielo, en medio de un lugar donde todo es silencioso y donde los otros condenados están totalmente enterrados bajo el hielo y sufren en silencio.

Lucifer se encuentra con medio cuerpo fuera de los glaciares y masticando como juguetes de plástico a tres grandes traidores de la historia según Dante: Judas Iscariote, traidor hacia Jesús, Bruto y Casio, traidores a César. Y eso para la eternidad. Lucifer es descrito con tres caras y tres bocas, la primera es de color rojo de fuego (representa el odio), la otra es pálida (representa la impotencia), y la tercera es negra (representa la ignorancia). Cada cabeza aplasta a uno de los tres traidores. La boca central destroza a Judas, este es mordido en la cabeza con sus pies colgando fuera de la boca, mientras que las bocas de los laterales mastican a Brutus y Cassius (los asesinos de Julio Cesar), quienes sufren a la inversa. Satanás es presentado con tres pares de alas. Atrapado en el hielo hasta el pecho, bate las alas para tratar de liberarse, lo que produce vientos helados que mantienen el Cocito congelado. Dante y su guía Virgilio, prosiguen su descenso alrededor de Lucifer, salen de allí aferrándose a los pelos de Lucifer, llegando al Purgatorio, la pareja puede finalmente "ver de nuevo las estrellas". La narración continúa con la descripción del Purgatorio. Aquí se acaba la influencia de "La Divina Comedia" en el Meikai de Saint Seiya.

Lucifer no está presente en la versión de los infiernos de Kurumada, por contra, podemos notar ciertas similitudes entre el ángel caído y Hades, puesto que este último dispone de una armadura provista de 6 alas.

LA GIUDECCA DE VENECIA

Como anécdota, cabe señalar que existe en Venecia una isla de la laguna veneciana que se llama la Giudecca. Bueno, nada tiene que ver con el infierno de Saint Seiya o con el infierno de Dante por supuesto, pero su etimología proviene del hecho de que es aquí es donde los judíos se agrupan (probablemente antes de la época del famoso gueto). Según otra explicación, la Giudecca era la tierra de "exilio" de las familias venecianas que eran condenadas tras un juicio (la sentencia en sí se llama "giudicato"). Allí fueron enviados nobles indeseables y la atmósfera que reinaba en la isla era extraña, el lugar adquirió una reputación bastante mala por eso. Pero es también en el sur de esa larga isla con forma de espina al sur de Venecia que se agruparon los judíos, circunstancia que explica también su etimología (aunque más tarde se agruparon en el distrito de un guetto en la isla principal).

Tengan en cuenta que Miguel Ángel vivió en esta isla en 1529. Hoy en día la isla se ha convertido en un barrio popular con mucha verdura, muchas tiendas pequeñas, y allí viven una gran cantidad de pescadores. Algunas personalidades tienen allí su residencia: Elton John tiene una lujosa casa y también hay uno de los hoteles más famosos de Venecia: el Hotel Cipriani. La isla está dominada por un campanario y la preciosa Iglesia de San Giorgio Maggiore, donde se pueden admirar las obras de Tintoretto, y hace frente a la famosa Piazza San Marco, famosa en todo el mundo.

El nombre de este lugar ha inspirado claramente a la Giudeca del Meikai, pero se trata también de una referencia a la divina comedia de Dante que habla de ese lugar (el término de Dante es Judaica). La raíz de la palabra es judía, Juda (la Judaica de Dante es el lugar donde Judas es castigado por satán).

Cocytus vs Tártaro:

El Tártaro es el lugar donde están encerrados los Titanes por haber desafiado a los dioses olímpicos. ¿Por qué en la parte de Hades, aquellos que hicieron complot a los dioses son enviados al Cocytus y no al Tártaro como los titanes?. Además es sorprendente que no se oiga hablar del Tártaro en esta saga. Parece que Okada (Episodio G) utiliza una versión más mitológica de los infiernos contrariamente a Kurumada, que emplea la versión de Dante (en la que no hay Tártaro).

Si tuviéramos que colocar al Tártaro en la versión de Kurumada del Hades estaría situado en una zona sombría (una que el mapa no muestra) o entonces en otra dimensión...

Nota: Otra cuestión contradictoria es cómo conciliar la existencia de esos infiernos, o reino de Hades, con la evocación de otros infiernos que se hace en la serie: por ejemplo los 6 mundos de la metempsicosis (el ataque de Shaka...) o el Makai, el Infierno de Lucifer.

Jigoku-kai    
     
     
  Gaki-kai
Shura-kai
Chikushô-kai
 
 
Jin-kai
 
 
Ten-kai

Usando su “telaraña” de ilusiones, Shaka lleva a Ikki a través de los seis niveles del infierno, que son conceptos budistas, el ataque de Shaka consiste en "hacer caer" mentalmente a su víctima en uno de los 6 mundos o senderos: el mundo infernal (Jigoku-kai), el mundo de los demonios (Gaki) espíritus devoradores o hambrientos, de los mitos japoneses (Gaki-kai), el mundo de los semidioses o espíritus maléficos guerreros (ashuras) (Shura-kai), el mundo de las bestias (Chikushô-kai), el mundo de los hombres (Jin-kai) y el mundo celeste, de los dioses (Devas) o existencias celestiales (Ten-kai), también llamado mundo paradisiaco (Gokuraku no Sekai) por Shaka. La víctima no se traslada o cae a ninguna parte, pero "cree" encontrarse en uno de esos mundos en función de sus diferentes pecados y finalmente "cae en el infierno de sus remordimientos" que lo lleva a su propia destrucción. Eso explica porque Shaka esta inmunizado, y encaja mejor con el concepto budista de metempsicosis.

EL MURO DE LAS LAMENTACIONES
El límite entre el Meikai y la Hiper-dimensión, protege el acceso a Elysion.
Sólo la luz del Sol puede destruirlo y sólo los dioses pueden atravesarlo.

Nageki no Kabe Zen. 嘆きの壁前 “El Frente del Muro de los Lamentos”. Lugar donde los Gold Saints se reunieron en Judecca. Además Shiryū venció a tres Espectros en el mismo Lugar.

Detrás del trono, al final de Giudecca, encubierto tras una cortina negra, está el indestructible Muro de las Lamentaciones o Wailing Wall [嘆きの壁: Nageki no Kabe, literalmente: 嘆き lamentaciones + 壁 muro] marcado con un disco solar alado y las efigies de los dioses gemelos Hypnos y Thanatos.

Se trata del muro de la desesperanza para los simples mortales que lamentan no poder ir a los Elisios, pues sólo los dioses pueden cruzarlo, es la última frontera que marca el límite máximo del Hades y que sólo un rayo de sol puede perforar, ni Shaka, el hombre más próximo a un dios, consiguió derribarlo. Este muro impide el acceso al Lethe (excepto para los dioses), la dimensión espacio-temporal paralela que sólo las divinidades pueden atravesar y a Elysion, el paraíso de los dioses.

Detrás de esta enorme pared existe un abismo dimensional que es la transición a Elysion. La única forma de cruzar ese límite para un no Dios es destruirlo con una luz igual a la del Sol, algo normalmente imposible en el mundo subterráneo desprovisto de luz solar. Su increíble resistencia le permite, como el pilar principal del imperio de Poseidón, recibir sin el más mínimo rasguño todos los golpes de las armas de Libra, que devuelve a aquellos que los iniciaron, incluso a los Gold Saints. Este muro permaneció intacto desde los tiempos mitológicos y finalmente fue destruido durante la Guerra Santa en el siglo XX cuando 12 Gold Saints reunieron su Cosmo y se sacrificaron para recrear la brillantez del Sol.

Los Gold Saints en el muro de los lamentos

Los Gold Saints resucitados ante el muro de los lamentos suscitan mucha controversia, pues si bien aparentemente no son más que reflejos, recuerdos de aquellos que fueron antes de su muerte, y sus amigos saben que en realidad su cuerpo físico descansa en el cementerio del Santuario, muchos dicen que debemos asumir que Kurumada hizo que tuvieran cuerpos, aunque fuera temporalmente, ya que si no ¿para qué revivieron?. Kurumada los revive en esa escena (tiene el poder de hacerlo, ¿no?) para que se murieran otra vez, y punto. Aun cuando en el anime dicen que el Cosmos de Atenea los resucitó, no dejan en claro si tienen cuerpo o no, y eso que algunos llevaban un buen rato muertos.

Lo que vimos en el muro de los lamentos son las almas de los Gold Saints... estos no están físicamente ahí. Es lo mismo que pasa en ocasiones cuando Kurumada muestra las almas de los Saints vistiendo sus Cloths. Da la impresión que Kurumada se inspira en las creencias de los caballeros medievales europeos y los samurái respecto a sus espadas: la espada y el alma del guerrero son uno. Los Gold Saints y sus Cloths son uno. Esa escena no demuestra que los Gold Cloths destruidos ya están reparados, es sólo una manifestación espiritual de sus almas. Es representativa la imagen de los Gold Cloths cruzando el espacio-tiempo en Next Dimension.

Libra Dōko menciona que había seis Gold Saints vivos y seis muertos.

Los vivos: Aries Mū, Libra Dōko, Leo Aiolia, Scorpio Milo, Gemini Kanon y Virgo Shaka (TODOS tenían ya el octavo sentido desde antes de entrar al Inframundo).

Los muertos: Tauro Aldebaran, Gemini Saga, Cancer Deathmask, Capricorn Shura, Aquarius Camus y Pisces Aphrodite, han llegado solo sus almas pero visten Gold Cloths.

Cuando los Gold Cloths envuelven a los Gold Saints fallecidos en el muro de los lamentos... según las palabras de Libra Dōko, son solo sus almas… ¿cómo es que llevan encima los Gold Cloths que son físicos? xD En ese momento no es una proyección de sus almas, como en el caso de Hyōga y Shiryū en el Yomotsu, sino que de verdad los visten, porque los Gold Cloths los envuelven cuando llegan.

Kurumada presenta esa escena de una manera muy poética y bonita, seguramente inspirado en algún poema o literatura, pero es un pasaje muy confuso / ambiguo / sin sentido de su manga cuando lo analizas bien, lo cual no es raro de Kurumada, pues siempre deja muchos hoyos en la trama. Es una incoherencia de Kurumada, es sólo un plot device... por eso es que los fans discuten tanto sobre eso.

En el Muro de los Lamentos los Saints usaron las armas de Libra y también fallaron como contra el Pilar Central del Templo submarino de Poseidón, era básicamente indestructible, sólo pudieron fracturarlo con una intensa luz solar. Curiosamente Kurumada dibujó a algunos de los Gold Saints adoptando la posición de sus técnicas... de todas formas, se supone que sólo transmitieron su energía cósmica a la flecha de Sagitario, un puro efecto dramático del Kurumada.

Los difuntos interactúan con objetos físicos. ¿Qué pasó realmente ahí?...

Como precedente sinsentido tenemos a Dragon Shiryū en el Yomotsu Hirasaka vistiendo el Dragon Cloth mientras es un alma y quitándoselo :lol: cuando su cuerpo físico y el Dragon Cloth están en el templo de Cáncer. En el combate entre Dragon Shiryū y Cancer Deathmask... el Bronze Saint lleva el Dragon Cloth a pesar de que es sólo un alma y aun así puede golpear a Deathmask que es físico. El caso es que para Kurumada las almas son medio físicas, o simplemente ignora por completo el hecho de que se supone que son incorpóreas e inmateriales.

Otro ejemplo confuso que tenemos es el Virgo Gold Cloth en la saga de Hades, que aunque parece como que se desvanece cuando Shaka es derrotado por el trío de Gold Saints renegados, posteriormente en el Inframundo Shaka sigue vivo (no es un alma) y lo lleva puesto. Si se supone que Shaka murió y su Gold Cloth fue aniquilado todo lo que pasa después contradice eso absolutamente. Es otra de esas instancias en que el alma de un Saint aparece llevando su Cloth a manera de representación de la unión del alma del Saint y su Cloth. El Virgo Gold Cloth estaba físicamente ahí porque en el muro de los lamentos no fue necesario llamarlo desde la tierra como a los otros Gold Cloths.

En la escena en que Shaka intenta destruir el muro de los lamentos por sí solo no era un ente espiritual, era un ser físico, porque llevaba puesto el Virgo Gold Cloth y además, sangraba cuando empezó a liberar su Cosmo. Shaka ayudó en la destrucción del muro y el Gold Cloth quedó todavía ahí después. Fue luego enviado por Poseidón al Elysion a ayudar y protegió a Andromeda Shun. Entonces Thanatos lo destruyó.

La conclusión es que Shaka y Athena "mueren" en la tierra pero NO estaban muertos en el Inframundo, y no eran sus almas, eran cuerpo y alma, estaban vivos, sangraban, tocaban cosas físicas (además Athena todavía vuelve con su cuerpo al mundo físico luego de la derrota de Hades). Atención, porque tener el 8vo sentido no significa que no puedes morir... significa que puedes entrar al Inframundo sin quedar preso en él (y sin morirte porque si entras vivo sin él igual te mueres, por eso Athena pudo volver y los Bronze Saints también).

Podemos suponer que Shaka fue más vivo que Saga, Shura y Camus, simplemente desapareció, se desvaneció y de alguna manera simuló su muerte. Shaka puede crear ilusiones, como el mismo Kurumada nos muestra varias veces con él. Lo que Gemini Saga, Aquarius Camus y Capricorn Shura vieron y oyeron después, no es más que una ilusión al parecer, y tiene sentido pues engañó a todos.

Muro de las Lamentaciones - Le Scribe du Sanctuaire, Vincent (Fra)

Sabemos todos a que hace referencia el "Muro de las Lamentaciones" de Saint Seiya que separa el Meikai del Elysion, el Infierno del Paraíso. Aquí la referencia no es a una edificación sino al nombre: esta defensa lleva el mismo nombre que la célebre muro de Jerusalén, último vestigio del Segundo Templo, construido por Herodes en el año 515 a.C. y destruido por los romanos, el emperador Tito, en el 70 D.C. Lleva el nombre de “Segundo Templo”, ya que se construyó sobre las ruinas del Primer Templo de Jerusalén, creado por el rey Salomón en el 950 a.C. y devastado por los babilonios en el 586 a.C.

Dentro de ese templo se guardaba el Arca de la Alianza, que contenía las tablas de los Diez Mandamientos que Moisés recibió de Dios. El templo era el principal medio de transmisión de divinidad para nuestro mundo, y una profecía decía que la presencia divina nunca dejaría el muro, y que por esta razón nunca será destruido.

Hoy sólo quedan ruinas y un muro, denominado “Muro de las Lamentaciones”, que sigue siendo el lugar más sagrado del judaísmo, donde muchos judíos del mundo entero acuden en peregrinación para rezar y celebrar ceremonias religiosas, estos colocan pequeños trozos de papel entre los ladrillos que contienen sus deseos a Dios y rezos diversos. Si nos preguntamos porque Kurumada eligió tal nombre para la defensa de Elysion, quizá sea para el concepto del lamento.

Los símbolos del muro de Giudeca

Bronce atribuido a Scopas. Primera mitad del siglo IV AC. British Museum

Cara de Hypnos - Le Scribe du Sanctuaire, Vincent (Fra)

El Muro de las Lamentaciones (el de los Infiernos) no es un simple montaje de ladrillos, también tiene decoraciones, en particular dos caras de perfil cuya oreja es sustituida por un ala. Así se representaban a menudo a los dioses gemelos Hypnos, dios del sueño, y Thanatos, dios de la muerte (dioses que Seiya y sus amigos enfrentan a continuación, cuando llegan a Elysion). Aunque las 2 cabezas parecen representar igualmente a los dos querubines del Arca de la Alianza que se miraban el uno al otro.

Vean por ejemplo esta cabeza de bronce que representa a Hypnos, expuesta en el Museo Británico de Londres. Se trata de la última parte de una estatua romana (350 a.C.), encontrada cerca de Perugia, en Italia, y copia de una de las estatuas griegas más antiguas realizada por Escopas. Así el Muro de las Lamentaciones nos da la primera pista sobre su naturaleza: sólo los dioses pueden cruzarlos y los gemelos divinos los esperan del otro lado.

El disco solar alado

Seguro que también habrán observado que el muro versión Saint Seiya incluye otro elemento que no se parece en absoluto al muro de Jerusalén. En Saint Seiya, se puede observar una especie de símbolo alado en la pared, justo debajo de las dos caras gemelas de perfil observándose, que representan por supuesto a los dioses gemelos Hypnos y Thanatos.

El símbolo que vemos esculpido en la pared es el disco solar alado del zoroastrismo (también se llama mazdeísmo), la antigua religión de Irán fundada por el profeta Zaratustra (Zoroastro para los griegos) en el siglo VII AC, o quizás antes, durante el Imperio Persa, y que inspiró más tarde a gente como el filósofo Nietzsche (con su teoría del superhombre) o el compositor Richard Strauss (con su "Así habló Zaratustra", pieza de música clásica muy conocida).

El sol alado es un símbolo asociado con la divinidad, la realeza y el poder en el Antiguo Oriente (Egipto, Mesopotamia, Anatolia y Persia).

Winged Solar Disk / The Chariot of the gods

En la famosa película “Alexander” (Alejandro) de Oliver Stone (una gran película de paso ^^), protagonizada por Colin Farrell y Angelina Jolie, que relata las hazañas de Alejandro “el Grande”, el gran rey macedonio que se hizo famoso por la conquista de un vasto imperio desde Grecia hasta Egipto, de Persia hasta la India, uno de los más grandes imperios nunca conquistados por los hombre. Este símbolo alado aparece a menudo, es incluso la primera imagen de la película, un símbolo recurrente. El disco alado se encuentra grabado en muchos edificios de la época, está presente sobre numerosos bajorrelieves de la ciudad real de Persépolis, así como sobre los sellos aqueménides.

No es asombroso pues que se encuentre este símbolo en numerosos decorados de la película, en particular, para las escenas que se desarrollan en Babilonia. La religión en vigor cuando Alejandro venció al imperio persa y al ejército de Darius era precisamente el zoroastrismo. Aunque algunos lo califiquen como monoteísmo, se trata de una de las primeras religiones monoteístas verdaderas de la humanidad y se dice que habría influido sobre las tres futuras grandes religiones: Judaísmo, Cristianismo y sobre todo Islam. El disco solar alado representa la famosa deidad persa: Ahura Mazda, en la que creía Zoroastro, el dios de la luz y único dios principal y de este culto, representa asimismo el recorrido que hace el Sol a lo largo del día, y que en la noche atraviesa el mundo subterráneo habitado por los muertos. Por eso en el manga es necesario la luz solar para derribarlo.

Disco Solar Alado - Le Scribe du Sanctuaire, Vincent (Fra)

Hay que tener en cuenta que también los egipcios utilizan este símbolo vinculado de manera estrecha al sol y que los persas lo emplearon para representar a Assur, divinidad nacional de Asiria. Para concluir, la Pared de los Infiernos nos da otra pista de manera implícita: sólo el sol podrá destruirla. Observan que Kurumada retiró al personaje parte del símbolo y sólo dejó la parte solar.

Los fundamentos del Zoroastrismo

La doctrina del zoroastrismo divide el mundo entre el bien, custodiado por el dios Ahura-Mazda, y el mal, personificado por Angra-Mainyu o Ahriman. El hombre debe elegir su camino a través de sus pensamientos, sus palabras y sus acciones, y era orientado hacia el bien por los fravashis (una especie de ángeles), representados por el símbolo solar. Algunos dicen que este símbolo representa al propio Ahura-Mazda, lo cual es falso, pues estaban prohibidas las representaciones de ese Dios (un concepto que posteriormente fue adoptado por judíos y los cristianos hacia su Creador).

Los textos fundadores del zoroastrismo se agrupan en la Havesta, una colección de tratados y poemas. Sabemos poco de Zoroastro, ni dónde ni cuándo nació, pero podemos confiar en la leyenda. Había vivido en el siglo IX antes de Cristo.

Hijo de un sacerdote pagano, habría sido iluminado a los 30 años. Logró convertir al Rey VISHTAPA / HYSTAPES, padre de Darío I el Grande, y gobernador de Irán del este. De hecho, Zoroastro habría encontrado al ángel VOHU MANAH, que lo habría llevado hasta el Dios AHURA-MAZDA. Este último le pidió que combatiera el politeísmo y predicara una religión purificada. Pero su carrera se vio bruscamente interrumpida a los 77 años, debido a que fue asesinado durante una derrota de Vishtapa.

Concepciones religiosas

Su Dios, Ahura Mazda es único y celestial. Los otros dioses no son más que los malos espíritus, que quieren distraer a los espíritus débiles del camino correcto. El camino correcto es el culto del Espíritu. Druj, la mentira, es una fuerza maléfica que lucha contra Ahura-Mazda. Mazda, es la luz (es además el origen de la marca de pilas eléctricas, como anécdota ^^) y debe ser adorado sacrificando con fuego. Así, los zoroastrianos adoran el culto al fuego ("Firuz" en persa) y construyen templos de fuego por todas partes. Esta religión también es conocida como mazdeísmo. Tengan en cuenta que esta religión es una de los primeras monoteístas, junto al culto de Atón en el antiguo Egipto y el judaísmo.

Dios supremo de la antigua Persia, Ahura Mazda significa "Sabio Señor". Ahura, progenitor, primer padre, creó el orden divino (ASHA), las aguas y las plantas, la luz, la tierra y todo lo que es bueno. Él es el guardián del orden divino, asigna a todas las buenas criaturas sus lugares y actividades respectivas, vigila las acciones humanas, visibles u ocultas, no puede pues ser engañado, no duerme y no puede ser engañado.

Es también el creador de los dos espíritus opuestos, Spenta-Mainyu y Angra Mainyu, el primero benefactor y compasivo, que escoge la verdad, la luz y la vida, el segundo destructivo, escoge la mentira, la oscuridad y la muerte. La lucha entre estos dos espíritus constituye la historia del mundo.

La lucha entre estos dos espíritus constituye la historia del mundo

Estos 2 espíritus son en realidad gemelos, y se los representa a menudo en forma de dos gemelos de perfil como sobre la captura de la película. Observarán que Kurumada se ha inspirado en ello para representar los rostros de los dioses gemelos Hypnos y Thanatos en el Muro de las Lamentaciones. Mezcla simpática y audaz de la mitología griega y persa, el tipo de mezclas que caracteriza su estilo.

En las inscripciones de Darius I, soberano del Imperio persa, el dios supremo Ahura Mazda es designado como "el más grande de dioses" y es invocado generalmente solo. Se le considera como la fuente del poder real. Los persas y los griegos lo asimilan a veces a Zeus.

El Zoroatrismo

El zoroastrisme no cuenta hoy más que con aproximadamente 200.000 adeptos en el mundo, pero el rol importante que desempeñó en la historia de la civilización iraní, las múltiples influencias que ejerció sobre otras religiones como el judaísmo, el cristianismo y el islam así como sus relaciones con las otras religiones indoeuropeas vuelven interesante el estudio de lo que permanece hoy de una de las religiones más ignoradas del mundo.

¿"Quién era Zaratustra?"

Es difícil, dado el tiempo y la importancia del personaje, dar fechas y lugares precisos con respecto al nacimiento de este gran profeta persa. Se supone que nació al norte de Irán, pero algunas tradiciones lo hacen nacer en Balkh (actual Afganistán). Habría nacido hacia el año 650 de nuestra era en una familia sacerdotal de la región de Hérat, en los confines de Afganistán.

Se le consideró como un reformador de la antigua religión persa compuesta esencialmente de familias aristocráticas belicosas. Los argumentos de justicia y conciencia personal chocaron profundamente los hábitos y las mentalidades de estas viejas familias.

Uno de los raros textos que han llegado hasta nosotros es el Gathas, himnos en una lengua iraní anticuada y vieja de entre los años 2500 y 3000, están vinculados a la vieja tradición de poesía sagrada indoeuropea de la cual se encuentran ejemplos en los textos védicos indios.

Se trata de cantos asignados a la persona de Zaratustra, revelando detalles biográficos interesantes. Por otra parte, la tradición informa también de un relato épico de la vida de Zaratustra, situación ejemplar de la vida del Salvador, lleno de acontecimientos sobrenaturales y milagrosos.

Nacido bajo el signo de la luz sobrenatural, Zaratustra se convierte en primer lugar en sacerdote de la religión tradicional aria entonces reinante en Irán y que implicaba entre otras cosas numerosos ritos de sacrificio. Luego reconoce en una serie de visiones al Señor Santo Ahura Mazda y comienza entonces su predicación exclamativa y apasionada, cuyo Gathas nos reseña.

Zaratustra predica y anuncia "la llegada del Reino de Justicia, la cooperación a la obra de Dios (Ahura Mazda), so pena de castigo total".

Eleva al dios Ahura Mazda al rango de Dios supremo, relegando las otras divinidades de la religión aria tradicional a un rango secundario - tanto que el zoroastrismo a menudo se llama mazdeísmo - y crítica las prácticas de la religión tradicional, en particular, el sacrificio, lo que le atrae las iras de los sacerdotes.

Huye entonces para salvar su vida y, después de varios años de exilio en los cuales tiene conversaciones místicas con Ahura Mazda, gana el apoyo de un soberano local llamado Vishtasp, quien convence con su fe a través de un curso iniciático ejemplar y que le ayudará a superar los numerosos obstáculos que jalonan su misión.

Es la etapa del éxito en adelante: la fe de Zaratustra se extiende al ritmo de las victorias adquiridas sobre los soberanos "malévolos" y termina por extenderse a "todos los reinos".

El mensaje espiritual zoroastriano

El ejemplo dado por Zaratustra es el de una experiencia mística, resultado de una práctica ritual iluminada por una esperanza escatológica, el de la llegada del Reino de Justicia. A través del relato de su vida se ve constantemente la omnipresencia de la luz sobrenatural, firma de la esperanza escatológica, que lo sostiene en su combate permanente contra los demonios. Allí donde el destino de Jesús se vuelve una tragedia que sólo se consuela con una promesa de resurrección, la de Zaratustra se termina con un éxito y con una nota de optimismo que fascinó a algunos pensadores occidentales, entre los cuales Nietzsche, en la época en que los orientalistas acababan de descubrir esta religión antigua a través de sus textos.

En la cosmogonía zoroastriana, el Espíritu Santo - Ahura Mazda - ocupa el lugar central. Crea el mundo por el pensamiento, pero esto no constituye, como en las religiones abrahamicas donde Dios es todopoderoso, el acto fundador de su estatuto divino. Está rodeado por varios seres divinos (que por otra parte dieron su nombre a los meses del calendario iraní) y el padre de varias entidades incluidos, en particular, los espíritus gemelos Spenta Mainyu (Espíritu benefactor) y Angra Mainyu o Ahriman (Espíritu Destructivo).

Al origen, dice un gatha famoso, el primero eligió el bien y la vida, el otro el mal y la muerte: su diferencia viene no de su naturaleza pero si de una elección. De esta forma Ahura Mazda no es la causa del Mal, que procede de la libre elección de Ahriman.

Zaratustra invita entonces a los fieles a imitar el acto primordial de Ahura Mazda: la elección del Bien. Los hombres no son pues los criados o los esclavos de Dios como se reconocen por ejemplo los fieles de Yahvé, Varuna o Allah, sino libres en la elección de seguir a Ahura Mazda o no.

El zoroastrismo es un monoteísmo. Algunos vieron en el zoroastrismo un dualismo, algo que desafían a la vez los zoroastrianos y los que conocen el zoroastrismo. En efecto, Dios no se enfrenta a un anti dios como es el caso en los dualismos como el maniqueísmo: el conflicto se sitúa entre el Espíritu Benefactor y el Espíritu Destructivo (Ahriman). Dios era consciente de este conflicto en el momento en que generó los dos Espíritus pero no lo impidió, lo que puede significar bien que supera todas las contradicciones o que la existencia del Mal es la condición previa de la libertad humana.

Zaratustra el reformador

La reforma más importante de Zaratustra es su transformación de la religión tradicional basada en los sacrificios rituales de animales en un monoteísmo orientado hacia preocupaciones éticas. No rechaza completamente la religión tradicional sino que reemprende numerosas ideas de este último dándoles un nuevo valor moral.

Retoma, en particular, el tema de la resurrección cíclica del mundo, presente en las tradiciones asociadas al Nuevo Año, para introducir la idea audaz de la Resurrección, asociada a la llegada del Saoshyant, el salvador.

Pero el mensaje zoroastriano no tenía sino un alcance metafísico o teológico: Zaratustra critica en varias ocasiones los sacrificios de animales y otros aspectos de las tradiciones de su sociedad, llama al respeto del buey (elemento que se encuentra en la India) y hace elogio de la vida sedentaria y agrícola en comparación con la de los nómadas cazadores. La propagación de la agricultura se pone constantemente en valor en los textos zoroastrianos, que ponen hincapié en el respeto de la vida animal y humana.

El Avesta, libro sagrado de los zorosatrianos

Los zorosatrianos tienen también su libro sagrado: el Avesta. Del texto inicial, solamente el cuarto llegó hasta nosotros: los manuscritos se destruyeron o perdieron durante la invasión de Alejandro, que hizo quemar la biblioteca de Persépolis y con la invasión árabe (siglo VII). Este cuarto ocupa no obstante mil páginas.

Algunas partes del Avesta datan de hace alrededor de tres mil de años, pero el Avesta que conocemos hoy es una compilación que se efectuó en el siglo III después de J.C., en la época de la dinastía sasánida, o sea alrededor de nueve siglos después de la predicación de Zaratustra. Las partes más antiguas están en una vieja lengua iraní llamada avéstica; el resto está en pahlevi literario, lengua del Imperio Persa en la época sasánida (226-651).

Zoroastrismo y judaísmo

Otro tema importante del Zoroastrismo es su promesa de una vida después de la muerte, donde los almas desempatan en la travesía del Puente de Chinvat, y terminan o en el Paraíso, o en el Infierno o en el Purgatorio. Evoquemos también el concepto de resurrección, que ocurrirá al final de los tiempos con la llegada del Saoshyant, que restablecerá la justicia por una regeneración del mundo.

Se encuentran todos estos temas bajo una forma similar en el judaísmo, el cristianismo y el Islam. No obstante, aunque presentes en las más viejas partes del Avesta, sólo se certifican en los escritos judaicos posteriormente al Cautiverio de Babilonia (597-538 antes de J.C.), período durante el cual las élites judeanas, en exilio en Babilonia, entraron en contacto con Persia y las religiones iraníes.

Es por otra parte el emperador persa Cyro quien pone fin a este exilio liberando Jerusalén de la soberanía babilonia (Isaias 45: 1-14), devolviendo la libertad de culto a los judíos y haciendo reconstruir el Templo (Esdras 1: 1-5). La mayoría de los textos judaicos que tratan de la vida después de la muerte pertenecen al período de soberanía persa en Palestina, lo que deja pensar en la influencia zoroastri. Se hicieron numerosos trabajos en esta dirección.

La cosmogonía zoroastri influyó también a numerosos pensadores musulmanes tales como Sohravardi (1155-1191), iniciador de la corriente del Ishraqiyoun, que hizo un sincretismo filosófico de esta cosmogonía con el pensamiento islámico, y varios autores musulmanes intentaron integrar a Zaratustra en la raza profética abrahamica.

Destino del mazdeísmo

Poco después de la predicación de Zaratustra, su religión se extendió en Irán y acabó por convencer a los emperadores del Persia: las inscripciones sobre la tumba del emperador aqueménide Darius (siglo VI antes de J.C.) hacen explícitamente mención de dios zoroastriano Ahura Mazda, y el zoroastrismo estuvo honorado por los Partos que dominaron en Irán entre 123 y 226 A.D.

Pero es bajo la dinastía Sasánida (226-651) que el zoroastrismo se volvió religión oficial del Imperio y se dotó con una verdadera institución eclesiástica - la casta de los mobads - que tuvo una gran influencia en los asuntos del Estado. La llegada del Islam en el siglo VII y la invasión árabe causaron la caída de los Sasánidas y con ella, la fuga de un grupo de zoroastrianos hacia la India donde fundaron a una comunidad que subsiste aún hoy: en la India se los llama los Parsis (los persas).

La mayoría de los iraníes se convirtieron poco a poco al Islam, pero subsiste aún hoy una comunidad zoroastri en Irán (alrededor de 40.000 fieles) y que se considera la guardiana de la tradición tres veces milenaria de Zaratustra. Por otra parte, numerosas tradiciones iraníes así como el calendario iraní tienen orígenes zoroastrianos. Hoy no hay más que alrededor de 200.000 zoroastrianos en el mundo, esencialmente en la India, en Irán y en las diásporas en los Estados Unidos y Gran Bretaña. Citar a título anecdótico a algunos zoroastrianos contemporáneos famosos: el director de orquesta Zubin Mehta y el cantante de rock Freddie Mercury.

Pero aunque el zoroastrismo prácticamente desapareció como religión, sigue siendo un elemento importante de la civilización iraní, y desempeñó un papel importante en la historia política y religiosa de Oriente Próximo durante más de un milenio, forma parte integrante del patrimonio cultural e histórico de la humanidad. Merece pues conocerse mejor de lo que es actualmente. Esperemos que estas líneas hayan despertado en algunos de vosotros la curiosidad de conocer aún más...

El filósofo Nietsche y Zoroastro

En la cultura europea, Zoroastro se conoce más como un sabio, un mago, aunque se descubrieron sus ideas al final del siglo XVIII. Se lo asociaba entonces con los franco-masones y otros grupos que pretendían haber alcanzado un "conocimiento". Los escribanos y filósofos de las luces, entre los cuales Voltaire, comprometieron trabajos sobre el Zoroastrismo, viendo una forma de Deísmo, preferible al cristianismo dogmático. Con la transcripción del Avesta por Abraham Anquetil-Duperron, el estudio del Zoroastrismo pudo comenzar realmente.

La personalidad de Zaratustra fascinó al siglo XIX alemán. Así hablaba Zaratustra es un poema filosófico en prosa escrito por Friedrich Nietzsche (1844 - 1900) entre los años 1883 y 1885 (y más tarde adaptado musicalmente por Strauss) y en el cual se desarrolla el tema del Superhombre.

El libro “Así hablaba Zaratustra” es un libro muy complicado y profundo. Él mismo Nietzsche lo presenta como un "5º evangelio", quiere hacer el equivalente de los poemas de Goethe y los textos de Luther. De hecho, el Zaratustra es a la vez un largo poema y una obra de reflexión sobre una nueva promesa de futuro para el hombre. Nietzsche hace de Zaratustra a un personaje dramático y crítico hacia sus obras y pretensiones filosóficas, desarrolla la muerte de Dios. Poeta-profeta, Zaratustra se retira en la montaña y vuelve de nuevo entre los hombres para ofrecerles su discurso. Les habla de las virtudes, del Superhombre, el eterno regreso, los predicadores de la muerte, de los débiles y de los fuertes, de los nobles y de los esclavos... Nietzsche afirmó haber hecho hablar a Zoroastro que habría según el rechazado la Daeva (las fuerzas naturales) en favor de las Ahuras (la razón, el "bien" y el "mal", la moral). Es esta elección que Nietzsche proponía invertir.

Sobre los edificios persas donde el símbolo aparece, se ven a los 2 hermanos gemelos que representan la oposición (luz/oscuridad, bien/mal). Observamos que los gemelos son retomados en Saint Seiya a través de Thanatos y Hypnos. Por el contrario estos hermanos no son básicamente diferentes (como podían serlo por ejemplo Saga y Kanon en momentos específicos de sus vidas) en vez de eso, se retoma un poco la oposición Luz/Sombra a través de las dos "dimensiones" cuyo muro de Saint Seiya constituye una frontera: por una parte: el Meikai (el Tártaro, los infiernos para los condenados) y del otro el Paraíso, mundo de luz y las delicias para las almas puras.

La expansión Interdimensional y El Elysion.

 

LA HYPERDIMENSION

Hiperdimensión
Nombres: El Camino de los Dioses.
Descripción: El pasaje hacia los Campos Elíseos, apenas los dioses y objetos divinos sobreviven en esta dimensión.
Regentes: Dioses.
Habitantes: Ninguno.

Chōjigen. 超次元 - (ちょうじげん) “Hiperdimensión” (pron. jp. chojigen, literalmente: 超 hyper +次元 dimensión).

Superado el Muro de las Lamentaciones se llega a un vórtice, anomalía dimensional o hyperdimensión que enlaza el Hades y Elysion, se trata de una distorsión del espacio-tiempo que sólo un ser divino puede pasar, área que se extiende por decenas de miles de años luz tras él, un lugar en el que el espacio es destruido y los hombres comunes que osan entrar son pulverizados. Los Cloths y los Saints pueden sobrevivir a través de las dimensiones, pero no en la Hiperdimensión, donde sólo los dioses pueden pasar. Es diferente.

Sólo los dioses o las personas que recibieron su protección, como los Saints que llevan Cloths empapados con la sangre de Atenea, o Pandora, que tiene un collar especial que le fue cedido por el dios Hades, son capaces de atravesar esta zona sin desintegrarse de inmediato.

En el manga original el juez / magnate Minos de Grifo y el Specter Sylphid de Basilisco son destruidos por poner los pies en su interior (demostraron desconocer los efectos de la hiperdimensión al ver como los Bronze Saints eran capaces de cruzarla ilesos) y el Gold Saint Manigoldo de Cáncer sufre la misma suerte en el manga precuela Saint Seiya ~ The Lost Canvas cuando Thanatos abre la hyperdimensión.

Nageki no Kabe no Deguchi. 嘆きの壁の出口 “La Salida del Muro de los Lamentos”. En este sector se dio el desenlace de pelea de Cisne contra Minos. Cuando Minos pasó este límite fue absorbido por la Hiperdimensión.

Los Bronze Saints se las arreglan para pasar con la ayuda de las alas que crecen en las armaduras de Pegaso y Cisne (gracias a la sangre de la diosa Atenea que las impregnó al final de las luchas en la Tierra), sin esta aportación más que bienvenida, es concebible que habrían sufrido el mismo destino que Minos, quien fue pulverizado tratando de seguir a Hyoga.

Como Ikki de Fénix no había recibido la sangre de Atenea, logró pasar a través del vórtice gracias al collar de Pandora, la dama de negro se sacrifica a sí misma para permitirle reunirse con sus compañeros en Elisión y le ofrece este último presente, en el mismo momento en que los dioses Hypnos y Thanatos (del sueño y de la muerte) le hacen pagar por su traición y la matan a distancia. Teóricamente, los Bronze Saints (Pegasus Seiya, Andromeda Shun, Dragon Shiryu, etc…) cruzaron multitud de Galaxias en esa Hyper Dimension para alcanzar Elisión en un corto periodo de tiempo, seguramente a la velocidad de la luz.

Estos pasajes del vórtice son más agradable en el manga, en las OVA desgraciadamente les falta movimiento y ritmo. El diseño recuerda a las líneas espacio-temporales relativistas que se encuentran en algunos libros de divulgación de Astrofísica para "dar una imagen" del concepto de espacio-curvo relativista. Tenemos el mismo "concepto" de paso de una dimensión a otra en Saint Seiya a través del ataque Another Dimension del Gold Saint Saga de Géminis.

Este lugar es una pura invención de Kurumada, y nada se le parece en la Divina Comedia de Dante.

Dos pasajes en el capítulo de Hades nos permiten adivinar que esta extraña área es la forma del río Lethe en Saint Seiya.
- Cuando Caronte habla de Elisión, revela que el lugar se encuentra al otro lado del Lethe.
- Shaka explica que fue con Atenea más allá del Lethe para buscar a Hades.

Por otra parte, en la Divina Comedia, la corriente de agua del Lethe se supone que hace olvidar los pecados de aquellos que se bañan en ella. En Saint Seiya, la zona que separa el submundo de Elysion cumple un rol comparable, ya que "purifica" lo que no es divino aniquilándolo.

Al final de la otra dimensión del universo se alcanza una llanura sin fin que rodea al rio Lethe, es utopía, un mundo idílico para sólo aquellos escogidos entre los dioses, después de su muerte tienen derecho a vivir allí por la eternidad, Elisión o los campos elíseos, el sufrimiento, la cólera y la tristeza no existen, allí habitan junto a los propios dioses, las ninfas y cupidos.